CLAUDIA CARDINALE



Ésta bellísima mujer se convirtió en una verdadera actriz, cuando Visconti y Fellini,  le dieron la inigualable oportunidad de aparecer en películas de la categoría de “Rocco y sus hermanos”(1960), o “El Gatopardo”.

La realidad es que el mundo del cine nunca le interesó demasiado, pero éste parecía llamar a su puerta una y otra vez insistentemente, y finalmente no pudo rechazar tan suculento manjar .Como ella misma declaró una vez: “En el cine, siempre he utilizado la misma estrategía que con los hombres:decir no y no , pero siempre volvían a insistir.”

Trabajó con prestigiosos directores, y con no menos pretigiosos actores; Burt Lancaster, Paul Newman ,Steve MacQuenn o Alain Delon ,fueron algunos de los que cayeron rendidos a sus pies. De todos ellos el que más admiración despertó en Claudia fue Burt Lancaster del que llegó a decir : “Cuando se presentó para rodar sus escenas en el  ” Gatopardo” era un auténtico cowboy ,minutos después, al empezar a filmar la cámara, ya se había convertido en un auténtico siciliano.”

Sus primeros papeles nos la presentaron como una muchachita algo sosa, y quizás demasiado dulce. Pero cuando Claudia se desató y nos mostró sus numerosos encantos, que por otra parte no tenían nada que envidiar a los de Sofía o los de Gina,nos dimos cuenta de que tras su angelical apariencia ,había escondida una de las más perfectas magiorattas del cine italiano.


Claudia nació con el nombre de Claude Josephine Rose Cardinale, en la ciudad de Túnez(Italia),el 15 de Abril de 1938.Sus padres eran inmigrates sicilianos, y contaban, aparte de Claudia, con 7 hijos más, por cierto todos varones.

Como casi todas las italianas de la época, su entrada en el cine se produjo cuando ganó un concurso de belleza en su ciudad natal, que le dió la oportunidad de viajar al Festival de Cine de Venecia, para tiempo después viajar a Roma y matricularse en unos cursos del Centro Sperimentale.

Su debut cinematográfico se produce con el film “Goha”, y éste mismo año protagoniza una excelente comedia llamada “Rufufú”(1958). Protagonizada por actores de la talla de Vitorio Gasman o Marcelo Mastroiani, y dirigida por Mario Monicelli, ha pasado a ser considerada como una de las mejores comedias que se rodaron en Italia ,y fuera de Italia, en aquella época que tantos buenos guionistas y directores nos dejó.

Por cierto dos años despues se rodó una secuela llamada “Rufufú, da el golpe”(1960),en la que esta vez no aparecía Mastroiani y que conformó una estimable obra, aunque algo inferior a la primera, siendo ésta predecesora de una rodada en el año 1985 y que se llamó “Rufufú, 20 años después”.

El año 1960 fue el elegido por el gran Visconti para rodar “Rocco y sus hermanos”.

La película considerada una obra maestra del neorrealismo italiano, contó con la presencia del guapísimo y jovensísimo Alain Delon, que le dió vida magnificamente al personaje principal del drama.

En ” El Gatopardo” (1963), compartió cartel con Alain Delon, y con el magnífico Burt Lancaster. Bajo la firma de Luchino Visconti se consiguió rodar una película, que fue obra clave de los años 60, logrando su director que su obra fuera una de las más alabadas de toda su extensa carrera.Claudia por su parte, aparece en la plenitud de su belleza, aunque en un papel secundario, al igual que Alain Delon, siendo el protagonista absoluto Burt Lancaster, que eclipsó a todo aquél que compartió escena con él.

En el año 1964 fue compañera de dos figuras ya consagradas en la película “El fabuloso mundo del circo”. Rita Haywort y John Wayne, engrandecieron el nombre de Claudia, al compartir trabajo  con ella en esta producción dramática, entretenida y bastante bien lograda.

El mismo año participó en una comedia ingeniosa e innovadora, pues con ella nacería un prototipo de inspector de polícia muy particular: el inspector Closeau.

La película llamada “La pantera rosa”, lanzó a la fama mundial a su protagonista Peter Sellers, y como no a los dibujos animados, que fueron los que dieron nombre a éste film. Claudia aparecía bellísima y radiante, y al ser tal el éxito de la cinta, posteriormente se rodaron varias secuelas, todas ellas igual o más divertidas que la primera.

Sin duda el año 1964 fue uno de los mejores de Claudia, pues también protagonizó una comedia tipicamente italiana llamada,  “Celos a la italiana”, donde pudo lucir toda su hermosura, apareciendo deslumbrante en una secuencia en concreto donde lucía un maravilloso vestido negro.

En 1965 apareció en un film dirigido por Visconti, que se llamó “Sandra”. En ella destacó poderosamente la fotografía, pensada exclusivamente para realzar, la ya de por sí magnífica belleza de Claudia.Éste mismo año aparecía de nuevo junto a Burt Lancaster en un western llamado “Los profesionales”(1965)


Fue en el año 1968 cuando protagonizó al lado de actores de la talla de Henry Fonda o Charles Bronson, otro western llamado “Hasta que llegó su hora”. La cinta dirigída por Sergio Leone se encuentra ,según los entendidos de éste género entre los cinco mejores westerns de todos los tiempos, y Henry Fonda logra una de sus mejores interpretaciones . Claudia en su papel de heroína del Oeste estuvo sencillamente grandiosa.

En el año 1971 participó de nuevo un western, pero esta vez al lado de una bomba sexual llamada  Brigitte Bardot, y que se llamó “Las petroleras”.


En el año 1974 destacó poderosamente una película llamada “Confidencias”.Dirigída por Visconti ,de nuevo tuvo la oportunidad de trabajar junto al gran Burt Lancaster,compatiendotrabajo con otros “grandes”, como Silvana Mangano o Helmut Berger.

“Jesús de Nazaret”(1977), para mi gusto la mejor película religiosa de la historia del cine , la llevó a compartir cartel con un elenco de actores fabulosos; Robert Powell ,Anne Brancroft ,James Mason ,Laurence Olivier ,Anthony Quinn ,Fernando Rey o Peter Ustinov entre otros, hicieron posible el excelente resultado.Una de las mejores cintas sobre la vida de Jesús que se han rodado jamás, y con interpretaciones  todas ellas fabulosas, compusieron una obra maestra muy recomendable. Cardinale interpretó el papel de mujer adúltera.

Ya en los años 80, concretamente en 1981 Liliana Cavani la dirige, junto a Burt Lancaster y Marcelo Mastroiani en “La piel”, un acertadísimo drama que se desarrolla en el contexto de la II guerra mundial. La directora Cavani aprovecha toda la crudeza de la guerra, para ofrecer imágenes estremecedoras e impactantes.

Un año después aparece en una película alemana llamada “Fitzcarraldo”, al lado del peculiar Klaus Kinski. Una obra pensada y diseñada esencialmente para los más soñadores … para los que aún tienen algo de fe en el género humano y piensan que nada es una utopía ,que todo se puede conseguir, por muy disparatado que parezca.

 


En “Enrique IV”(1984), aparece de nuevo junto a Mastroiani, que por cierto realiza una de sus mejores interpretaciones.

En los años 90 protagoniza varios títulos como “Calle Paraíso 588″(1992),”El hijo de la Pantera Rosa”(1993), destacando por encima de todas ellas “Un verano en la Goulette”(1995), o un documental llamado “Enemigos intimos”(1999).

Su última aparición en el cine se produjo en el año 2010 con “Un balcón sobre el mar”.

En el extenso currículum de Claudia, aparecen muchos más títulos. Yo simplemente he querido realizar un pequeño homenaje a ésta excepcional mujer, seleccionando los que para mi gusto fueron los más señalados de toda su carrera.Nunca quiso trabajar en el cine americano, aunque propuestas no le faltaron, ya que no quería separarse de su vieja y querida Europa, pero aún así logró convertirse en todo un mito mundial.

Por otra parte su vida privada, fue bastante discreta. Se casó sólo una vez con Franco Cristaldi. Después conoció al director de cine Pasquale Squitieri, con el que convivió hasta hace poco, ya que hoy en día se encuentra sola, pero no por ello aislada del mundo. Se cuenta que el primero de sus hijos llamado Patrick fue fruto de una violación que sufrió a la edad de 17 años. Su hija Claudia sin embargo fue fruto del amor con Squitieri.

Aunque ella nunca ha querido entrar en polémica se le han adjudicado numerosos romances, entre ellos el más sonado el que la relacionó con el presidente francés Jacques Chirac.

Actualmente vive en París, y se dedica principalmente, a parte de sus breves apariciones en el cine, a temas humanitarios, y a involucrarse principalmente en temas relacionados con la mujer.

En el año 2010 concedió una entrevista en la que le preguntaban si tenía nostalgia de un pasado que nunca volvería, y ella contestó: “El pasado es maravilloso, pero es pasado y queda atrás. No volvería atrás ni siquiera un segundo.”

Ha sido una de las mujeres más bellas que nos brindó el cine, y aún así ha sabido envejecer con dignidad, sin miedo, sin aferrarse inutilmente a un pasado, que le ofreció estupendas oportunidades que supo aprovechar. Todas sus vivencias quedaran siempre en su recuerdo, pero su filosofía queda bien clara con sus declaraciones: lo importante es vivir el presente.



3 comentarios

  1. antonio rojas

    maravillosa, maravillosa, siempre y mucho mas ahora. montones de besos que te he tirado siempre pero no he podido darte nunca,

    30 septiembre, 2012 en 08:39

  2. Muchas gracias Antonio! En efecto maravilosas mujeres que fueron y siguen siendo el sueño inalcanzable de muchas personas y que nos hicieron soñar mediante el cine.

    5 octubre, 2012 en 22:06

  3. Alzagon

    Una belleza incuestionable

    8 septiembre, 2013 en 19:32

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s